De Costa Rica, epopeyas futbolísticas, periodistas y Sui Géneris

Luego de la heroica gesta deportiva realizada por la selección costarricense en el Mundial de Futbol 2014, al llegar a cuartos de final, luego de despachar en forma invicta a tres campeones mundiales: Uruguay, Italia, Inglaterra, eliminar a Grecia y jugarse el paso a semifinales, nada menos con la que se considera la mejor selección del mundial, los eternos subcampeones, Holanda.

En un partido en el que se vio la clara superioridad física, técnica y estratégica del equipo europeo sobre la “humilde” selección de la CONCACAF, Costa Rica demostró vergüenza deportiva, orgullo, táctica y agallas, resistiendo el embate al que lo sometió un equipo Holandés crecido por sus recientes triunfos, batallando defensivamente y anulando totalmente todo intento de acabar el partido en el tiempo reglamentario, incluso llevando algún peligro a la portería europea, para luego terminar en un infartante tiempo adicional que concluyó en la decisión del partido, por la vía de los tiros libres desde la mancha penal.

Ahí pudo mas la veteranía y estrategia europea, pero Costa Rica ya había escrito una página imborrable en su historia deportiva.

Luego de todo esto pensé que la prensa nacional se desharía en elogios para la selección vecina, pero ni por asomo, elogiaron a Holanda, dedicaron madera a las cualidades de las selecciones clasificadas, lo catalogaron del duelo América – Europa, analizaron las condiciones en que se enfrentarán entre si.

En la radio nacional solo escuché al señor Bundio hablando maravillas de la gran genialidad estratega del Técnico Holandés al sacar de la nada a  un “gallo tapado”,  Van Gaal a pocos segundos de finalizar el tiempo extra ingresó a jugar al portero de reserva Tim Krull a quien había preparado exclusivamente para atajar tiros de la mancha penal y con sus uno noventa y tantos terminó convirtiéndose en el héroe del partido.

Pero a nuestros periodistas deportivos no les he escuchado, ni leído sobre la épica gesta de Costa Rica que hizo sudar sangre a una consagrada selección holandesa repleta de súper estrellas y forzarlos a definir el partido en la ruleta de los tiros de la mancha penal, lo cual los ha hecho verse muy mal a los europeos y muy bien a los centroamericanos que cierran su participación con una derrota con sabor a triunfo ante un rival muy superior que no los pudo doblegar.

Tal parece que nuestra mediocridad no tiene límites, en lugar de alabar el logro de nuestros vecinos y hermanos centroamericanos, nos ponemos a echarle flores a una selección foránea que aunque superior en todos los aspectos no pudo con una humilde selección que estaba destinada a ser uno de los patitos feos de de esta edición del mundial de Fútbol, pero que emergió de la nada convirtiéndose en la sorpresa del mundial.

Esto debería ser un mensaje a nuestros dirigentes deportivos, que viven y nos hacen vivir como aquella vieja canción de Sui Generis, El tuerto y los ciegos que dice en algún momento:

“…La mediocridad para algunos es normal
la locura es poder ver más allá…” Sui Generis

Los ticos han sido locos mientras nosotros seguimos siendo normales.

Be Sociable, Share!

1 comment for “De Costa Rica, epopeyas futbolísticas, periodistas y Sui Géneris

  1. Mau
    07/07/2014 at 3:31 pm

    Duras palabras de autocrítica maestro, pero muy ciertas, nosotros no pasaremos del corredor porque estamos sembrados como macetas en la mediocridad y somos como los cangrejos del chiste que no necesitan estar tapados en el huacal, porque cuando uno de nosotros quiere sobresalir e ir mas allá, el resto de envidiosos lo hala y lo regresa a su sitio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Maximum 2 links per comment. Do not use BBCode.