Tome una posición frente a las amenazas hechas por el hombre a nuestros océanos.

Tome una posición frente a las amenazas hechas por el hombre a nuestros océanos.

Recopilado, traducido y corregido por BetotroniK (1)

Estimado amigo:

Usted está destruyendo el océano. Todos lo estamos haciendo. Estamos contaminando los océanos con desechos plásticos y productos químicos, nuestros pescadores están haciendo sobrepesca, y estamos causando el cambio climático que hace que las aguas oceánicas se calienten y se acidifiquen.

Pero en este Día de la Tierra, podemos hacer algo al respecto. Dado que nosotros somos el problema, también podemos ser la solución. Podemos cambiar nuestros hábitos y proteger nuestros océanos para siempre.

Tenemos que asociarnos con nuestros amigos y con los medios de comunicación debemos hacer lo mismo, también las compañías de entretenimiento detrás de las películas con las televisoras y se tiene que tratar el problema aunque sea como una verdad incómoda y salvar nuestros Océanos; para ayudar a iniciar un movimiento de personas y organizaciones dedicadas a la adopción de medidas sencillas para reducir tres de las principales amenazas para los océanos: los residuos plásticos, la pesca excesiva y el cambio climático.

Este Día de la Tierra, puede marcar la diferencia mediante la firma de un compromiso público, para tener al menos una acción para ayudar a salvar nuestros océanos.

Éstos son los tres pasos más importantes que puede tomar para ayudar a proteger nuestros océanos:

1. Elija botellas y bolsas reutilizables en lugar de las de plástico. Sólo los norteamericanos usan por igual 2,5 millones de botellas de plástico cada hora y cada uno usa 500 bolsas de plástico al año. Estos pueden tomar desde 1.000 a 1 millón de años en degradarse, y por qué son de plástico constituye el 90% de toda la basura que flota en la superficie del océano.

2. Coma los mariscos pero no los ponga en peligro de extinción. Debido a un exceso de consumo de mariscos, el 90% de los peces más grandes del mundo, como el atún, el pez espada, el lenguado y los tiburones han sido pescados en los últimos 50 años. Si seguimos en nuestro ritmo actual, todos los peces de agua salada podría extinguirse en 2048.

3. Reduzca su consumo de productos que contienen carbono. Las actividades intensivas en el uso del carbono, tales como conducir, volar, y el aire acondicionado de las viviendas y de los edificios están causando el calentamiento y acidificación de las aguas oceánicas, que podrían ser catastróficas para millones de especies marinas incapaces de adaptarse a temperaturas más altas. La extinción de cualquier número de estas especies a su vez podría provocar un colapso de la cadena alimentaria marina, que afecta a todo, desde el plancton hasta los osos polares.

Podemos modificar todo esto juntos, cambiando nuestro comportamiento individual y colectivo. Juntos podemos asegurarnos de océanos saludables y limpios para las generaciones futuras. Todo comienza con la gente como nosotros la decisión de hacer pequeños cambios que pueden tener un gran impacto.

Confirma el compromiso de hoy y nos comprometemos a ayudar a salvar los océanos del mundo.

Gracias por tomar una posición.

El equipo de Change.org, en colaboración con los participantes los medios de comunicación.

(1).Nota de BetotroniK: esta es una petición realizada en los Estados Unidos por medio de la Organización: Change.Org., únicamente se le han hecho unas cuantas modificaciones para adecuarla a a nuestro sistema ambiental.

Be Sociable, Share!

2 comments for “Tome una posición frente a las amenazas hechas por el hombre a nuestros océanos.

  1. JUAN PUEBLO
    27/04/2010 at 9:41 am

    En efecto Betotronik, NOS encaminamos a nuestra propia destruccion todo por la avaricia del hombre!!!
    Un derrame de petróleo producido por una fuga en un pozo del Golfo de México se extiende y cubre 4 mil 900 kilómetros cuadrados, mientras la Guardia Costera de Estados Unidos luchaba por impedir su avance.

    El pozo, a mil 525 metros bajo la superficie marina frente a las costas de Luisiana, tiene una fuga de mil barriles de petróleo por día. El derrame, que la Guardia Costera ha calificado de “muy serio”, ha puesto en alerta a los estados de Luisiana, Texas, Misisipi y Florida.

    El lunes por la tarde no se reportó algún impacto en la costa y el derrame permanecía a casi 50 kilómetros de la costa de Luisiana, con riesgo de tocar tierra en unos tres días, según la Guardia Costera.

    El accidente ensombrece el intento de la industria petrolera por explorar costa afuera en Alaska, el Golfo de México y en la Costa Este (de EU) y se produce a menos de un mes de que el presidente Barack Obama autorizó la búsqueda de hidrocarburos frente a las costas estadunidenses.

    Las acciones de BP cayeron 2 por ciento el lunes, por temor a que el derrame se convierta en un gran golpe financiero para la firma. BP no ha precisado los montos que le demandarán los trabajos de limpieza. BP reportará sus resultados del primer trimestre el martes y los inversores observan si la compañía realiza alguna estimación sobre el impacto del desastre de la plataforma Deepwater Horizon.

    La semana pasada, cuando se reveló que BP estaba involucrada en el incidente, las acciones de la compañía resistieron.
    Deepwater Horizon, de la firma Transocean Ltd, se hundió el 22 de abril, dos días después de que explotó y se incendió mientras perforaba un pozo para BP Plc, casi 64 kilómetros al sureste del delta del río Misisipi.

    En un principio, BP, que usufructúa la plataforma, informó que no había derrames, pero una embarcación robótica detectó el sábado dos agujeros en el conector que vincula la boca del pozo con la plataforma hundida.

    Cuatro robots submarinos de la petrolera británica BP intentaban tapar el escape de petróleo, indicaron portavoces de la empresa.

    Si el plan falla, BP, que es financieramente responsable de la limpieza, tendría que perforar una o más veces bajo el subsuelo marino para interceptar el flujo del pozo afectado.

    Los trabajos de perforación podrían llevar varios meses, y BP puso en marcha un plan de contención que incluye la construcción de dos domos para cubrir el pozo y evitar que el petróleo se esparza más.

    Tony Hayward, presidente de BP, con base en Londres, viajó al área el fin de semana para supervisar las operaciones y reunirse con las autoridades de Texas, Luisiana y Misisipi.

    Hasta ahora, el incidente no es comparable con el desastre del Exxon Valdez, en el que se derramaron unos 50 millones de litros de petróleo en la bahía Príncipe Guillermo de Alaska cuando la nave encalló, en 1989.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Maximum 2 links per comment. Do not use BBCode.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.