El pensamiento mítico-mágico-religioso de nuestros pueblos mesoaméricanos

Por Raul Fuentes

 El veradero hecho que dificulta el pensar científico y tecnológico es que somos como lo dice en el título unos pueblos con un un profundo pensamiento atávico, pasaran las décadas y nosotros seguiremos atados a la poesía y en cierta forma a los intereses materiales de los pueblos pobres, sin hacer algo serio para salir de ellos.

La poesia eso no es que sea malo, pues sale del propio sufrimiento y de las propias desgarraduras que tenemos, pero nos dificulta el entedimiento cientifico y todo esta dado por la cultura indigena-criolla, es decir la autoctona y la de los descendientes de los pueblos foraneos que vinieron sobre todo de europa a querer imponer su cultura, lo cual se topo con una cultura ya  hecha ya la que tuvieron que acostumbrarse en realidad el pueblo español no era muy científico aunque ya tenia desarrollado una literatura y una filosofía, y por el otro lado los indigenas si eran pueblos mítico-religiosos, eso se puede rastrear hasta la actualidad. Aunque tengamos los medios no  nos acostumbramos a ver las cosas de manera tecnológica-científica.

Hay de manera generalizada por la falta de una educación de calidad un pensamiento supersticioso.

Eso viene dado por la naturaleza misma de la raza mestiza e indigena y aún de la criolla aunque en menor medida, y no  es que eso esto sea malo para nuestra cohesión como pueblo, pero en realidad nos dificulta en el desarrollo económico que parece ser uno de los temas centrales de la clase política y en general de toda la población.

En realidad confundimos la lógica con el pragamatismo propio de la influencia norteamericana, pero eso es otra cuestión.

Es la cuestión de un imperio que trata de imponer su visión. En realidad yo veo muy poco posible que superemos esa tara.

En mi experiencia el dedicarme a la filosofía tan solo en contadas ocasiones he podido tener platica de manera técnica de filosofía con un salvadoreño, como si nos estuviera negada esa capacidad de pensamiento.

Tan solo he tenido platicas auténticamente filósoficas con un jesuita gallego que visita por temporadas la UCA y aunque yo tengo hacer un esfuerzo por entenderlo no siempre lo logro, pero hago el intento como toda la comunidad de pensadores salvadoreños.

El se llama Manuel Mazón S. J. y es Dr. en filosofía  con otros estudios superiores, pero le pasa lo mismo que al Padre Jon Sobrino S. J., nadie entiende a cabalidad su teología, porque que es un experto en el nuevo testamento, en la cristología, pocos lo entienden, ni el mismo Papa y por eso fue censurado, pero ese ha sido su destino predicar en un pueblo nuevo y pobre, como uno mas de sus compañeros, y como la del Padre Manuel Mazón cuando viene a enseñarnos algo sobre la historia de la sabiduría europea.

En realidad como salvadreños debemos ponernos a la altura de las circuntancias, tenemos suficiente información tenemos, martires del pensamiento y el cristianismo como el Padre Ignacio Ellacuria S. J. y sus compañeros que quisieron y en gran medida lo lograron el hacer una interpretación científica- filosófica de la realidad de nuestros pueblos.

La religión sobre todo me dirijo a las sectas evangélicas estan bien pero no deben ser nuestra filosofía.

Mejor tratemos de rescatar lo mejor de la sabiduria indigena, sin mezclarla con cristianismo: ese sincretismo no va bien, antes de la llegada de los españoles habian en nuestros pueblos gran cantidad de sabios, que los historiadores y los arqueologos sabran investigar.

En cuanto a los que nos dedicamos a la tarea de la filosofía, hagamos de esta uno de los objetivos de nuestras vidas: el pensar, tarea muy ardua academicamente y vivencialmente.

Todo sea por tener una cultura sana y con futuro.

Be Sociable, Share!

5 comments for “El pensamiento mítico-mágico-religioso de nuestros pueblos mesoaméricanos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Maximum 2 links per comment. Do not use BBCode.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.