Nuestra sociedad, mas turbada que nunca.

El tema sexual ha sido en nuestras sociedades un tema Tabú y prohibido en la convivencia formal aunque muy por lo bajo, como bien lo mencionaba Roque, el salvadoreño lleva inherente en sí, «un sicalipsismo que da miedo», y esto se hace patente cuando toda tertulia o conversación que traspasa la barrera de la formalidad y alcanza el estado de confianza coloquial entre salvadoreños deviene en una carga formidable de alusiones sexuales, que automáticamente desaparecen en cuanto nos trasladamos al ámbito formal.

Pero aunque el tema del sexo se encuentre excluido de nuestras públicas virtudes, y sea parte integral de nuestras vida, de nuestros vicios y conversaciones privadas,  el tema de la masturbación se soslaya con cierta vergüenza arraigada en la memoria histórica por siglos y siglos de cristiana demonización, que a decir verdad hacen mella en el inconsciente colectivo, a pesar de que nuestro irredento Roque afirmara categóricamente alguna vez, que el cien por ciento de la humanidad se masturba, explicando las infinitas inflexiones de este hecho entre negaciones Cuculmecas y aceptaciones cobijadas bajo risitas de conejo.

Por eso me sentí gratamente sorprendido del Post que Aura Jarquín, Antropóloga política, bloguera y tuitera, publicó en su blog, y que tituló: “Masturbación femenina… ¿¡Que!? … ¡Shhhh!… ¡Guácala!” en el que valientemente toca uno de los temas más tabú de nuestra… “Turbada” sociedad, que ahora esperamos que termine como decía aquella entrañable y sufrida niña mala, llamada Gloria Trevi: Mas Turbada que Nunca.

Su artículo lo publicó en la página de Facebook de Política Stereo y al parecer fue de algún modo censurado, por las plañideras lamentaciones de los hipócritas fariseos…digo… guardianes de la moral y las buenas costumbres.

Dejo para su apreciación estimado lector, el fragmento que publicó en su blog y el enlace al artículo original:

No tengo ninguna duda que todos los caballeros que me están leyendo, a diferencia de muchas mujeres, si han disfrutado de gratos momentos masturbándose o chaqueteándose, lavando a mano, pajiándose, volándosela, apretándole el pescuezo al ganso o haciendo justicia con la propia manuela…todo por un efímero pero sagrado orgasmo.
Lastimosamente en la campiña latinoamericana la masturbación femenina no goza de los mismos privilegios. De hecho, ni siquiera puede nombrarse y mucho menos bromear con ella públicamente. Aunque sea difícil de creerlo conozco mujeres que no sabían que podían masturbarse, pensaban que era una práctica exclusivamente masculina.
Otras se espantan al escucharla porque la califican como una depravación e intentan callar a la comadre para no ser cómplice del desagravio que puede insinuar insatisfacción sexual con el desempeño de su marido o frustración por la falta de éste. Y no faltan las que se sienten asqueadas de sólo pensar en acariciarse y humedecerse con sus propios fluidos cuando no ponen resistencia en tragarse la esperma ajena.

Leer artículo completo publicado en Política Stereo de El Salvador, lunes, 03 de septiembre de 2012. Esta mañana fuimos censurados en FB pero gracias a la valentía de PSES estamos de vuelta:

http://on.fb.me/OJqjnW

Be Sociable, Share!

6 comments for “Nuestra sociedad, mas turbada que nunca.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Maximum 2 links per comment. Do not use BBCode.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.